Índice de contenidos

Inicio
SiteMap
¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯
Actualidad
***Actualidad
Filosofía Política
***Luces de la Historia
***Debate Político
***Política viva
__________
las palabras y los días
artículos anteriores
__________
Envíanos un correo

Menú de Apoyo

Descargas
***Textos Clásicos
***Documentos raros
¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯
Tablón y convocatorias
__________
Enlaces
Búsqueda
Inicio arrow artículos anteriores arrow Que fueron actualidad arrow A los medios de comunicación sobre el 15-M

Destacamos

El amor al dinero como posesión –en tanto distinto del amor al dinero como medio para las alegrías y realidades del mundo- será (en el futuro) reconocido como lo que es: un tipo de repugnante enfermedad, una de esas propensiones semi-criminales, semi-patológicas, que uno entrega con cierto estremecimiento a los especialistas en salud mental (J.M.Keynes)

 
A los medios de comunicación sobre el 15-M Imprimir E-Mail
escrito por José Javier Torija Rodríguez   

Un amigo mío me dice “A ver cómo termina esto”. No. Con esto, lo que ha terminado ha sido una etapa. Más bien, sí, ha empezado algo. En cualquier caso, “a ver cómo sigue”.

¡Qué explosión de creatividad! Esto es todo menos una procesión que adoran a un mismo santo, a una misma virgen, es una procesión plural. No hay estandartes, no hay banderas, no hay la consigna repetida. No hay apropiación, hay comunidad de palabra. No es el rebaño que sigue al pastor, no es un gallinero de voces dispares simultáneas, es un ágora, hay secuencia y participación, la gente habla y se escucha. Es la explosión de la palabra, es el surgimiento de la vida donde todo estaba controlado, conducido e inerte.

 

Ya no hay vanguardias que canalicen. Hasta ahora estábamos acostumbrados a las protestas convocadas por una vanguardia partidista, sindical o de asociaciones concretas, y tras la convocatoria, militantes y simpatizantes se unían, canalizados por los servicios de organización, con unos objetivos concretos y resumidos en una concreción de lemas. Al final de estos actos siempre acababa en un manifiesto, un discurso, un acto simbólico, leído y representado en una tribuna que, por construcción, se parece a un escenario de teatro ambulante. ¡Cuántas veces hemos visto movimientos de este tipo unificados en pocos lemas, en pocas banderas! Pero ahora no, no hay un solo lema, ¿cuántos hay? Nadie lo sabe, hay miles de ellos, y la mayoría de ellos sin repetición. Pero ahora no, no hay un discurso previsto del líder, la iniciativa es auténticamente popular, las personas hablan con las otras sin necesidad de conocerse, la ciudad se mueve, y por primera vez los ciudadanos no se cruzan sin hablarse.

 

¿Lo habéis comprendido bien? El movimiento es plural. No busquéis a quien se le haya ocurrido hacer estas convocatorias, es seguro que a alguien se le ha ocurrido. Pero por otro lado poco importa, porque también es seguro que la idea por la cual éste o éstos estuvieron motivados para producir la convocatoria no coincide con las múltiples motivaciones de las personas que hemos venido a concentrarnos. Por eso no hay unidad, hay pluralidad. Esto no quiere decir que el movimiento no pueda concretar sus propuestas, sólo es cuestión de tiempo y que se nos deje el espacio. No busquéis un decálogo producido de antemano por un partido, no hay reivindicaciones concretas, si por reivindicaciones concretas entendéis unidad de las reivindicaciones. Claro que las hay y son múltiples, no pretendáis el resumen, vuestra actitud de reducción mutila la complejidad. Que no pretendan ahora encontrar a los líderes en las personas que más se hayan involucrado, pues cuando ellos, el poder político, las saque de la plaza para dialogar con ellas (de la misma manera que se saca a un pez del agua), habrán perdido aquello por lo que hayan luchado, pues el movimiento aborrece de la representatividad. Nos han enseñado lo obsceno que puede llegar a ser la representatividad. Aquí hay pluralidad, y la pluralidad no se representa, sólo en la repetición de un pensamiento único puede entresacarse el representante de su clase, pero no en lo plural. Creo saber que correremos ese riesgo, saber que lo van a intentar, querrán reconducir el movimiento, incluso que los vais a ayudar, pero también creo que estaremos alerta.

 

Es precisamente el pensamiento único lo que aquí está puesto en cuestión. A base de repetir el término “democracia” se han embriagado de la razón, y a base de publicarlo a través de vosotros, todos los medios de comunicación, lo han interiorizado como suyo, como si de su propia naturaleza se tratase, y han terminado creyéndoselo ellos mismos, en mitad de un estado de frenesí de racionalidad política. Y vosotros habéis estado en eso, habéis impuesto la dictadura de cualquier otra opinión, la habéis apartado, la habéis condenado a ser definida como anti-sistema, y les habéis dejado solos en la autocomplaciencia, mientras se llaman a sí mismos “demócratas”. Reproduciéndolo miríadas de veces, por todos los medios, habéis hecho que ninguna otra opinión, opinión de lo otro, opinión de la alteridad, ninguna más disturbe el chiringuito.

 

Y en verdad que el término “democracia” es un término anacrónico, a pesar de su uso cotidiano. Lo es porque fue un término que desapareció en uso desde la Grecia helenística. Su rescate, perdón, su usurpación vino con las revoluciones de la modernidad de las que salieron las democracias-representativas. El término “democracia” sólo es sinónimo en ambos casos en un sentido remoto, la democracia griega era asamblearia y participativa, en la de ahora, dejas tu voto cada cuatro años y te olvidas, que ya los políticos deciden y obran por ti.

 

Y ahí estáis los medios de comunicación, como altavoz del espectáculo de títeres del escenario político. Sólo es real aquello que conocemos, y a fuerza de repetir una mentira… ya se sabe, ya habéis aprendido su funcionamiento en los finales de la prehistoria de los medios de comunicación. Sólo que aquí, y ahora, no es necesaria la presencia de un doctor Goebbels que orqueste los medios de comunicación, no es necesario que el director de orquesta sea una persona, mejor que no lo sea, que sea anónimo. Pero que sea anónimo no significa, precisamente, que no exista, al contrario, existe con más vigor que nunca. En la Edad Moderna se constituyó un poder sin límites y personal: “El Estado soy yo”, decía el rey SOL. Y tras el derrocamiento de las monarquías absolutas, habéis construido el Leviatán, y ese poder sin límites lo habéis agrandado técnicamente y habéis difuminado el poder personal y lo habéis construido anónimo, anónimo sí, pero no ausencia de poder, al contrario, jamás ha existido tanto poder acumulado, y los medios de comunicación constituís un brazo de ese poder, anónimo, y aparentemente plural. En realidad, todos servís al Capital, pues un periódico –verdad de Perogrullo- es un periódico y difunde opinión, pero antes que eso es… empresa, empresa cuya mercancía de su negocio es la difusión, pero la difusión es una mercancía al fin y al cabo, y como empresa tiene los objetivos comunes de cualquier empresa, servir a su propietario, a su capital, y ser rentable. Cualquier otra opinión que no interese la habéis sepultado, no la habéis dejado oír, y la responsabilidad sociológica de ello no es vuestra, de los profesionales, los profesionales tendréis que hacer lo que os permitan, los que coincidáis con vuestros amos haréis el trabajo con gusto, los que no, tendréis que hacer lo que haya que hacer para sobrevivir, pero tenéis una puerta abierta, como todos, al movimiento de rebeldía y seréis responsables, como el resto de los mortales, de vuestras acciones individuales, pero no de este mecanismo totalitario.

 

Habéis difundido la idea que apadrina el Estado “la sociedad soy yo”, cometiendo la misma ilegitimidad que el rey SOL, porque el Estado, como buen Leviatán, se ha identificado como lo universal, como la sociedad entera y ha segregado a cualquiera que lo discuta, y va a ser considerado por vosotros como lo otro, como un particular. El poder político nos ha hecho pagadores de la crisis, y cuando ha autolegitimado su acción de recaer sobre nosotros el pago (por ejemplo la bajada de salarios en los funcionarios), cualquier acción de respuesta ha sido calificada de salvaje y en contra de la sociedad entera. Pero el Estado es, al menos aparentemente, manejado por el orden político, y detrás de la moneda en que aparece la cara del orden político, está la cara del orden económico, ligadas como las caras del dios Jano.

 

Es lógico que cuando despreciamos este orden político, se desprecie este orden económico también. Al final nos hemos enterado de lo que ha pasado en Islandia, a pesar de que ya ha pasado hace tiempo, no habéis podido tapar al SOL con un dedo. Es lógico que queramos que los responsables de esta crisis estén en la cárcel. Si no están en la cárcel, parafraseando a mi manera a Brubaker, ¿cómo convenceremos a los que están en las cárceles que sigan de buen grado en ellas?

 

Ahora ha surgido el movimiento del 15-M, y no lo acabáis de entender. Os ha cogido desprevenidos y no lo habéis manchado a tiempo, desde el principio, con vuestras declaraciones de si eran radicales o anti-sistema, habéis concedido que es un movimiento que no es violento, y ahora la gente sabe que no lo es. El Estado obró el 15-M desalojando con violencia a los acampados, pero no difundisteis lo de siempre, que había unos radicales violentos, así que por una vez dijisteis que era pacífica la protesta. Y la reacción al desalojo policial ha sido que el movimiento ha aumentado y continúa aumentando.

 

¿Qué es lo que nos motiva a asistir allí? Desde luego me parece que no queremos simplemente sumarnos, sino algo distinto, tenemos una indignación concreta que necesitamos expresar, la nuestra, y asistimos. Y cuando he estado allí no he visto caras cabreadas, sino caras especialmente jubilosas y expresivas. Hay insumisión generalizada ante los mandatos de un orden que empezamos a percibir como caduco y que no nos representa. Hay una rebeldía, porque ser rebelde, como decía Albert Camus, es un hombre que dice que no. Pero si niega, no renuncia: es también un hombre que dice que sí, desde su primer movimiento. Un esclavo, que ha recibido órdenes toda su vida, de pronto juzga inaceptable un nuevo mandato. ¿Cuál es el contenido de este “no”? Significa, por ejemplo, “las cosas han durado demasiado”, “hasta aquí bueno, más allá no”, “vais demasiado lejos”, y también, “hay un límite que no franquearéis”. Hay disidencia de un sistema en el que llevamos la peor parte, pero no creo que seamos desertores, no queremos comunas hippies fuera de las ciudades, queremos una Cristianópolis, la isla Utopía de Moro, y las queremos aquí, queremos cambiar el Sistema, dejadnos hablar libremente entre todos si queremos cambiarlo y cómo queremos cambiarlo. Somos apolíticos, pero somos sociedad civil, es un movimiento cívico, dejadnos dialogar, dejadnos llegar a todos los oídos y que cada uno opine libremente lo que quiera. No os preocupéis mucho, lleváis centenas de años de domesticación a los españoles y ya sabéis lo que Machado decía: que, en España, de diez cabezas, nueve embisten y una piensa. ¿Qué podéis perder? La mayoría sigue sin apagar la TV, cuando todavía no ha encendido su mente. Dadnos una oportunidad.

 

Ahora, los medios estáis empezando a despertar, sobre todo los que defienden a los que abusan de las palabras “Constitución” y “libertades”, y con una violencia en sus palabras descalifican al movimiento con terribles adjetivos, algunos llamando a actuar hasta con tanques en la Puerta del SOL. Otros están diciendo que lo que allí dicen los jóvenes son discursos sin sentido. Sin sentido, sí, puede ser, pero el caso es que cada uno que toma la palabra dice aquello que piensa, y todo pensamiento tiene cabida, porque no es el sinsentido, sino la expresión de un sentir y un modo de vivir lo que está aconteciendo. ¿Y qué tenemos enfrente? Los discursos que se autolegitiman como con sentido, pero que son los que nos han llevado a esta situación, que es verdaderamente la que no tiene sentido prorrogar. Démonos la oportunidad de dejar germinar algo distinto, algo nuevo. Lo que hemos construido es obra humana no es la obra divina, lo podemos destruir y por ello no profanamos nada, porque podemos construirlo de otro modo. Pero, ¿alguien me puede decir por qué no vamos a querer que se reforme la Constitución o incluso hacerla nueva? Otra España es posible, claro que sí.

 

Los ojos del mundo están puestos en nosotros, la historia no es la historia de lo que sucede, sino la historia de lo que acontece. Esto es un acontecimiento, es el nacimiento de algo que antes no existía, la historia relevante es la historia de los acontecimientos, porque éstos suponen el cambio, la ruptura de lo instalado como cotidiano, el cambio de rumbo de la marcha de los tiempos. Un consejo de ministros puede ser un suceso, un pequeño evento sin significación en la rutina, pero esto es diferente, esto es un acontecimiento. Démonos la oportunidad, éste no ha sido el mejor de los mundos posibles, porque es fácil imaginarlo mejor. El Mayo del 68, necesitó de las barricadas, y en Mayo del 2011 no queremos barricadas, queremos un cambio en la mentalidad. No tengo dudas de que este movimiento nos va a traer un nuevo modo de enfrentarnos a nuestra vida cotidiana, como lo hizo el del 68.

 

Robin Hood robaba el dinero a los ricos y lo repartía entre los pobres, pero este Robin Hood puesto del revés, que es nuestro presidente de gobierno, ha robado el dinero público para entregárselo a los bancos. ¿No es esto obscenidad, o qué sentido podría tener esta palabra si no podemos usarla para esto? Los islandeses han demostrado que se puede hacer, que se puede encontrar los responsables de la crisis, y que esos no hemos sido nosotros, sabemos que han sido ellos. Los políticos, gestores de lo público, han robado nuestro dinero común y se lo han dado a los banqueros. El mercado necesitaba que no se cayera el sub-sistema financiero. Y, por tanto, el gobierno se ha visto “obligado” a tomar medidas… dolorosas. Ahora hemos estallado, y no perdonamos a los políticos que lo hayan hecho. Y nos hemos dado cuenta de que el problema no es el presidente del gobierno, ni el partido en el poder, ni el resto de los partidos, sino que es la basura del Sistema, no me refiero sólo al sub-sistema político –que también- sino al sistema económico (financiero y mercantil) que siempre se haya detrás conspirando y haciendo caer gobiernos, si éstos no les conviene (¿verdad, Simancas, qué te impulsó a decir que ibas a abaratar el suelo público para deshinchar la burbuja, a quién te quisiste enfrentar?). Y el caso es que siempre ha habido calma (que no paz), porque salga quien salga es un partido, y todo partido necesita financiación para llegar al poder, y cuando llega al poder está… hipotecado, relacionado íntimamente con el poder económico.

 

Lo que está aconteciendo es muy grave, ¡cómo no! La religión nos había hecho culpables de haber nacido, con el pecado original, y éstos nos han hecho culpables de la crisis porque nos han hecho los pagadores de ésta, la responsabilidad civil la han hecho recaer sobre nosotros. Pero al igual que en la religión hay un camino para revertir este estado, el camino de salvación, a través de nuestros actos, también tenemos un camino de revertir la situación. De nosotros dependerá que lo que estamos haciendo sean actos o simplemente gestos. ¿Existirá la valentía española, aquella que mande a todos los corruptos a la cárcel, a los chorizos, a todos los responsables de esta situación, o les dejaremos tal cual porque no tienen por qué responder de lo que han producido? Nos hemos dado cuenta de que todos están en el pastel, los políticos y los banqueros, son caras de la misma moneda.

 

¡Los banqueros! Decentes y respetados banqueros. El cristianismo ha enseñado en el pasado que prestar dinero a otro con intereses, (esto es, la usura), es un acto deshonesto, y considerado pecado. El mercader de Venecia, Shylock, judío, reclamaba su derecho de prestamista, el cristianismo terminó vendiéndose al capital, pues de seguro que los banqueros de este país son buenos cristianos.

 

Los que ya no somos tan jóvenes no nos resignamos a este negro presente y a que nuestros hijos tengan falta de futuro, y, los que somos jóvenes, a no tener ni presente ni futuro.

Estos son los lemas que he podido recoger ayer, en la Puerta del SOL, perdón por los cientos y cientos que se me han quedado sin poner:

 

 

No somos fichas

 

¡Basta!

 

No somos anti-sistema, el sistema es anti-nosotros.

 

Democracia real ya

 

Si votas igual, te joderán igual

 

Ahora que hemos tomado la calle, vamos a tomar la palabra

 

Somos los ni-ni. ¡Ni PP, Ni PSOE!

 

Más pan, menos chorizos

 

En esta dictadura puedes votar

 

No es que estemos indignados… es que estamos hasta los cojones

 

In – SOL – Acción

 

Lo llaman democracia y no lo es

 

Parados: ¡Moveos!

 

La vivienda digna a las familias hipotecadas

 

Contra el estado y su violencia, ahora y siempre resistencia

 

Democracia ya

 

Si nos habéis dejado sin NADA, ahora lo queremos TODO

 

Banquero$ si NO os votamos, ¿por qué nos gobernáis?

 

Que cada voto valga igual

 

Absolución, para los detenidos del 17-M

 

Democracia ¿Dónde?

 

No queremos reformismo, queremos otro SISTEMA

 

Más agua, menos alcohol

 

Para nosotros, nada, para todos, todo

 

Cría ricos y te comerás sus crisis

 

No-violencia activa, la fuerza de la revolución total

 

Ya era hora de desertar

 

Los derechos se conquistan

 

Los políticos no son la solución, son parte del problema

 

Equal rights and justice

 

Enciende tu mente

 

¡Esperamos que vuestros gritos levanten a Italia!

 

¡Que no nos vamos!

 

Juntos podemos

 

Un día de MÁS REFLEXIÓN

 

Ctrl + Alt + Supr ----- Reinicia el sistema

 

La casta política se tiene que acabar

 

Por el cambio electoral

 

Hasta aquí hemos llegado, podemos ir más lejos

 

Decimos a los políticos que el pueblo declara ilegal a la junta electoral

 

Apágalos, porque TÚ los pagas

 

SPANISH REVOLUTION: Tenemos el mejor clima para que nuestra revolución continúe acampando por toda España

 

Fuera imputados de listas electorales

 

Referendum popular como en Islandia

 

Reforma constitucional ya

 

Revolución de conciencias

 

SOL el amanecer de la democracia

 

Apagad la TV, encended vustras mentes

 

El conocimiento nos hace responsables

 

Esto NO es un botellón

 

Fuga de políticos, no a la fuga de cerebros

 

Los jóvenes salieron a la calle, y súbitamente todos los partidos envejecieron

 

¿Dónde estás Tamayo?

 

Votadme que nadie te dará trabajo

 

Por desgracia esto no es una fiesta

 

Otro mundo es posible, seremos invencibles

 

Aprende a resistir la violencia que hay en ti y afuera de ti

 

La revolución estaba en nuestros corazones y ahora vuela por las calles

 

Quiero vivir, no sobrevivir

 

Banqueros = Políticos = Nos roban el futuro y nos esclavizan

 

Con la corrupción, Tolerancia Cero

 

Habrá un antes y un después al 15 M 2011 ¡Ánimo vosotros lo conseguisteis! Y unos cuantos os apoyamos en la Puerta del Sol

 

15-M hablamos de paz y nos respondieron con violencia

 

Democracia económica ya

 

Abolición del senado

 

Sueldo digno para licenciados, no de becarios

 

No más capillas en universidades públicas

 

Queremos una justicia JUSTA

 

Si nuestros políticos no saben que existe el metro-bus, ¿qué idea pueden tener del resto de las cosas? Está claro que viven en otra galaxia muy lejana de nuestra realidad

 

Propuesta de cambio: Crear una educación basada en la reflexión y la importancia de la persona

 

El cambio se puede lograr con unidad y desde la paz

Todo lo que está vivo cambia

 

Por un mundo sin el dominio del dinero, viva la cultura

 

Democracia sana

 

Trabajo estable y futuro para los jóvenes

 

Fuera la cleptocracia

 

No a las pensiones vitalicias de los políticos

 

Clases de amor en la guerra de clases

 

Sin miedo

 

Yo tiro mi basura al cubo ¿Y tú?

 

Seamos realistas, pidamos lo imposible

 

Muerte al capital

 

No nos representan

 

Tu botín, mi crisis

 

La revolución empieza aquí

 

Violencia es cobrar 600€

 

Sigues durmiendo mientras arde el pavimento y os están diciendo que está lloviendo

 

Dejemos de pensar en MANDATARIOS, empecemos a pensar en GESTORES

 

STOP NEW WORLD ORDER

 

Derecho a techo

 

La austeridad para sus gu€rras

 

Madrid, capital de la revolución

 

Una solución: Revolución

 

Pisos, pero no prisiones hipotecadas

 

De aquí no nos va a mover ni el Tato

 

Rompemos la baraja

 

Aún no saben que les vamos a botar

 

¿Demócrata? ¡No te calles! A la calle

 

Periodo de reflexión … Proceso de creación

 

La revuelta enamora

 

Quedaos vuestra calderilla. Queremos CAMBIO

 

La bandera de la libertad no tiene color

 

Licenciatura + Máster + Idiomas = Paro

 

Políticos culpables

 

¡Terrorismo económico!

 

Nacionalizar bancos y cajas, banqueros al banquillo

 

Políticos y banqueros estamos indignados, aún así tenemos más dignidad que vosotros

 

SOL ya lo tenemos, ahora vamos a por la luna

 

Democracia, lucha diaria

 

Tantos años de cambio y no ha cambiado nada

 

Revolución – Volver a evolucionar

 

De SOL a los libros de texto

 

Yo también quiero pensión máxima

 

Quemados con el sistema

 

 

 
< Anterior   Siguiente >
Joomla template by DesignForJoomla.com
DesignForJoomla.com provides free Joomla templates, free and commercial Joomla extensions, Joomla tutorials and SEO tips for the Joomla CMS